Sobre María J. Guerrero

 

Retrato de María J. Guerrero

¡Hola! Detrás de MasticAlicante, estoy yo: María J. Guerrero. Nací entre palmeras y aromas ilicitanos hace 28 años. De momento llevo bastante bien esto de acercarme a los 30; como el buen vino espero estar mejorando. Soy Licenciada en Periodismo por la Universidad Miguel Hernández de Elche.

Aunque estuve una época enfadada con mi profesión y he estado divagando en otros trabajos, el gusanillo por escribir y transmitir mi visión del mundo siempre ha estado ahí. Este proyecto ha estado en mi cabeza mucho tiempo. El último empujón para animarme a crear MasticAlicante me lo ha dado volver a las aulas universitarias para especializarme con el Posgrado en Redes Sociales, Estrategia y Comunicación Digital en la Universidad de Alicante.

Siempre he pasado gran parte de mi tiempo leyendo libros de cocina, descubriendo nuevas recetas, disfrutando con cada bocado y repitiendo cansinamente a mi santa madre qué hay para comer.

¡Desde bien pequeña la gastronomía es mi obsesión!

Así soy: disfrutona comiendo rodeada de los míos. No concibo una buena mesa sin estar rodeada de alguien con quien poder compartir una buena charla. Siempre he sabido que soy una persona muy sensible con todo lo que me rodea. Antes no lo llegaba a ver como algo positivo. Pero, ¿qué es la cocina sino un arte? Como tal, o tienes sensibilidad o no la puedes entender.

10 curiosidades que no sabías de mí
  1. Me encanta llevar los labios y las uñas de color rojo. Es muy raro verme sin estos colores; con el rojo soy más yo.
  2. Soy coleccionista de tazas y libretas. Allí donde vaya tengo que comprarme alguna (aunque tenga muchas sin estrenar).
  3. Mi desayuno sigue siendo leche con Colacao (sin grumos por favor). El café me pone taquicárdica.
  4. Nunca me salto mi rutina facial. Me encanta probar potingues nuevos, sobre todo si son naturales.
  5. Soy un poco maniática del orden. Necesito tener las cosas en su sitio y como a mí me gustan para poder concentrarme.
  6. Croquetera hasta la médula. Si están en la carta, nunca salgo sin probarlas. Aunque como las de mi madre, ningunas.
  7. Una siesta después de comer me da la vida. Aúnque sea una cabezadita de 10 minutos.
  8. Necesito mi dosis de chocolate a diario. Negro, con leche o en cualquiera de sus versiones. Es mi mayor vicio.
  9. Soy fan del mundo retro. Me atraen los diseños vintage en cartelería, ropa, decoración… Me hubiera encantado nacer en el París de los años 20 para poder llevar sus estilismos.
  10. Uno de mis sueños es viajar a Japón. Tengo mi punto friki y su cultura siempre me ha fascinado.

Podría seguir con la lista de forma interminable, pero no quiero repetirme más que el ajo. Así que si quieres seguir conociendo mis peculiaridades te iré desgranando varias en mis post.

Muchas gracias por querer conocerme.

¡Qué aproveche!

María